¿Cómo es tu realidad?, ¿De qué está compuesta?, ¿Te gusta lo que ves?.

Durante mucho tiempo hemos afirmado que la realidad que percibimos, es la que es, porque así la captan nuestros sentidos sensoriales. No sería coherente entonces que estos nos engañasen y no se percatasen correctamente de lo que hay ahí fuera. La realidad que vemos, escuchamos, olemos, degustamos y sentimos tiene que ser la única.

En cambio, los físicos cuánticos argumentan otra cosa bien distinta. Entienden la realidad como espacio vacío y no como materia. Como una longitud de onda que existe y se convierte en materia sólo cuando es «observada» por un observador. Si esa energía fuese obviada, no existiría, no como materia. Cada observador elige o no, transformarla y hacerla real. Cada observador es creador de su única y particular realidad. La realidad depende del observador.

¿Qué realidad te convence más, la realidad de los sentidos o la de los físicos cuánticos?.

El primer argumento describe la realidad que desde siempre hemos conocido porque así la hemos estudiado a través de la biología y la física tradicional. El segundo argumento aún con la incertidumbre que se presenta, aunque con mucha curiosidad, nos otorga un gran poder, en esto de crear nuestra propia realidad.

La ignorancia es muy atrevida y quizás la mía lo sea, pero no puedo negar mi inquietante atracción hacia lo cuántico. Comprendo mucho menos de lo que leo, aunque no deja de ser fascinante. Reconozco que todavía sólo percibo materia y poco de espacio vacío. Pero también me permito dudar de mis ojos, de mis oídos, de lo que huelo, de lo que se sabe, de lo que toco y de lo que siento. Me permito dudar porque me apetece más crear.

¿Y a ti, que te apetece crear?

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Ir arriba